Julio Cesar de 36 años murió mientras esperaba ser rescatado luego de permanecer cinco días atrapado en un pozo en Colima.

Desde el pasado viernes, un accidente en el municipio de Cuauhtémoc provocó que el hombre quedara sepultado bajo la tierra, pero aún con vida.

Elementos de Protección Civil de Colima y Jalisco trabajaron por días, hasta el miércoles habrían logrado liberar el cuerpo de Julio César un poco más debajo de la cadera.

Sin embargo una serie de derrumbes dentro del pozo provocaron que el hombre quedara sepultado de nuevo y que los rescatistas tuvieran que salir.

“Al estar haciendo los retiros de los materiales, la persona al liberar la presión que tenía en la cadera, empieza un proceso fisiológico en él que provocaron que se nos vinieran dos colapsos súbitos al interior del túnel”, explicó el director de operaciones de Protección Civil de Jalisco, Osvaldo Martín.

Tras la muerte de Julio Cesar, los rescatistas trabajaron con maquinaria pesada y las 11:30 de este jueves lograron recuperar el cuerpo de la víctima.

Fuente: Agencias

loading...