Panuco, Ver.- Ocho tiburones de los denominados “cazón” fueron localizados muertos en el río Pánuco por pescadores, mismos que los sacaron y  destazaron para comercializar.

Esto ocurrió a la altura del lugar conocido como el Chachalaco, paso de lanchas de dicho afluente entre el norte de Veracruz y la zona conurbada de Tampico.

Los pescadores informaron que esta especie no es común verlas en las aguas del río Pánuco, pues son específicamente especies de agua salada.

Además por contar con embarcaciones pequeñas no se dedican a la pesca de esta especie debido a que son muy grandes y el peso las puede voltear.

Indican que cuando navegaban por esa zona, se percataron de los peces de gran tamaño, percatándose que ya se encontraban muertos, por lo que procedieron a levantarlos y llevarlos a la orilla para después analizar si estaban en buen estado para el consumo humano.

A pesar que desconocen las causas de la muerte cortaron las aletas y cabezas, al asegurar que son partes que tienen un alto valor comercial.

Cabe señalar que al destazar uno de los tiburones, sustrajeron más de 10 crías que también estaban muertas, lo que sorprendió a los pescadores.

Por último mencionaron que estas especies es común encontrarlas en el litoral del Golfo de México, pero no en el río Pánuco.

loading...