Adiós a su candidatura en Tuxpan!!!

  • Alberto Silva se encargaba de simular licitaciones y emitir facturas falsas de sus cargo.
  • Ahora busca ser candidato del PVEM en Tuxpan, donde dejó un desfalco superior a los 300 millones de pesos.
  • El PVEM debe apartarlo del cargo de inmediato, así como dejarlo sin la candidatura para que enfrente a la justicia.

Ciudad de México.- Este martes la Fiscalía General de la República (FGR) resurgió las acusaciones directas hechas por Antonio Tarek Abdalá Saad (Ex Tesorero del Gobierno de Javier Duarte de Ochoa), quien se convirtió en testigo protegido y aparece en las carpetas de investigación testificando en contra de Javier Duarte de Ochoa, así como contra algunos exfuncionarios del gobierno Duartista como Alberto Silva Ramos.

En un extracto de lo declarado por Tarek ante la FGR sale a relucir como se robaban el dinero, y como Alberto Silva Ramos operaba desde su cargo con licitaciones simuladas y facturas falsas para ocultar los desfalcos al erario público.

“…Para poder determinar el destino último del dinero, todos los pagos y recursos aprobados forzosa y directamente por el Gobernador, Yo acordaba con él en varias ocasiones en las noches y él me indicaba qué transferencias realizar fuera de las cuentas concentradoras. Además de ese tipo de indicaciones, las instrucciones del Gobernador, las recibía personalmente, por BlackBerry, a través de una de las líneas de Palacio de Gobierno con número 2288418800 o bien de “Casa Veracruz” lugar donde residía el Gobernador, con el número 2288415108 y 2288181811, así como también por la línea de gobierno que era el teléfono rojo usado para la red de comunicación interna, generalmente las instrucciones eran verbales, para lo cual tenía que acudir personalmente a Casa Veracruz, y en muchas ocasiones el propio Gobernador me decía que me haría llegar un oficio mismo que nunca llegaba. En otras ocasiones, las instrucciones de pago provenían directamente de la Subsecretaría de Egresos. Quiero hacer la aclaración de que estas instrucciones se daban prácticamente todos los días…”

“…Por ejemplo, respecto a los proveedores y empresas fachada, la manera en que esto funcionaba era de la siguiente forma: semanalmente sin que fuera preciso un día, a veces una vez a la semana a veces más, recibía una instrucción directa del gobernador quien me llamaba como dije desde su Blackberry, teléfono rojo o red de gobierno o desde su casa conocida como Casa Veracruz, para instruirme que enviara dinero a ciertos proveedores, Él les llamaba “cascarones” por ejemplo me decía “necesito que mandes sesenta cascarones” y lo que pasaba era que recibía del señor Moisés Manzur quien tengo entendido era un operador de Javier Duarte, una lista que contenía nombres de empresas y montos asignados a cada una. Después de cierto tiempo el gobernador Javier Duarte me preguntaba que cuánto dinero necesitaba regularizar y cuando yo le decía el monto entonces él directamente lo operaba con distintas dependencias del Estado. Por ejemplo tuve conocimiento que hablaba con Alberto Silva quien fungía como Secretario de Desarrollo Social y él a su vez, simulaba licitaciones y emitía facturas falsas para poder solventar en papel las erogaciones que ya se había pagado a los proveedores privilegiados.

Es importante decir que en un principio yo tenía entendido que estos proveedores privilegiados eran o representaban empresas consentidas, no fue sino hasta el año 2016, que me enteré de que estos proveedores privilegiados eran empresas fachada que solamente simulaban movimientos para sacar dinero del gobierno y a quien el Gobernador Javier Duarte denominó “cascarones”.

Además, como Tesorero, no está dentro de mis funciones el trato personal con proveedores ni estoy en un comité de adquisiciones, ni tampoco tenía la responsabilidad de revisar si las empresas estaban debidamente constituidas. Al estar dadas de alta en el padrón de contratistas, o proveedores del gobierno del Estado, asumía que toda la documentación estaba en regla. Repito, la instrucción de enviar dinero a los “cascarones” provenía directamente del Gobernador.

Este dinero para finalizar con este punto, provenía de las cuentas concentradoras del Estado y estos movimientos los realizaba yo bajo una instrucción directa del Gobernador…”

loading...