JOSÉ MANUEL GARCÍA.

NAUTLA, VER.- Tras un año muy complicado para todo el planeta, para las tortugas marinas fue aún más difícil, el 2020 por el tema de la Pandemia.

Ricardo Yépez de la fundación llamada “Tortugas Fundación Yépez” recordó que en la campaña del año pasado se logró la liberación de 157 mil crías que fueron reintegradas al mar haciéndose lo que se pudo, pero con un gran compromiso en pro de la naturaleza.

Reconoció que los obstáculos muy fuertes para las tortugas son los nortes porque arriban a la zona costera toneladas de palizadas y al realizar sus nidos las tortugas se lastiman sus aletas lo cual confió que representa un gran obstáculo al igual para las crías, ya que las tortugas al realizar sus nidos la madera al quedarse enterrada se encuentra llena de hormigas y al entrar a las nidadas las destruyen en su totalidad.

Por ello, es que año con año realizan diversas actividades de protección y cuidado de las tortugas marinas.

La Fundación Yépez realiza una gran labor a lo largo de 26 kilómetros de litoral costero desde el municipio de Nautla y parte de Tecolutla, que es lo que tiene bajo resguardo la organización a través de una autorización otorgada por la Secretaria General de Vida Silvestre y Fauna la cual han cumplido en su totalidad, años tras año desde hace 54 años.

En el informe de actividades muy productivo presentado por Ricardo Yépez resalta el rescate de 56 mil huevos en la temporada pasada, lográndose atender en línea mediante enlace a más de 6 mil 800 niños y se logró la firma de un convenio con el TEC de Monterrey así como la firma de colaboración con los rotarios para realizar campañas permanentes de apoyo y de ayuda y mano de obra en las franjas costeras.

Reconoció que debido a la Pandemia no se realizaron patrullajes como se hacía en años pasados en las zonas de playa, hubo saqueos de nidadas como tal y muchas pérdidas de nidos por el oleaje tan elevado y muchos nidos se quedaron de manera natural y terminaron deteriorados por las hormigas por lo que reconoció que eso les deja una medición y la oportunidad de que no se debe de bajar la guardia.

Finalmente dijo que el reto para este año 2021 es la economía porque la situación está muy complicada por la enfermedad de la Pandemia, en donde la salud pasa a ser prioridad pero para ello reconoció que se buscan otras estrategias de aliados, para que las organizaciones ambientalistas puedan seguir de pie y adelante con su noble labor.

loading...